Categories En La Mafia..., Nutrición

Cómo sería el plato de risotto perfecto

Posted on
0

Son muchos los que creen que preparar un plato de risotto puede ser algo realmente fácil, y puede que sea cierto. Lo que no es realmente verdad es conseguir el plato de risotto perfecto, con un delicioso sabor, que desprenda un aroma apetecible y que cada bocado sea un verdadero placer, necesita de controlar algunos secretos de la cocina italiana.

el risotto perfecto - Cómo sería el plato de risotto perfecto

Risottos hay de distintos tipos como el mare e monti, el risotto de boletus, carbonara o el tartufata ibérico, entre otros, pero para conseguir triunfar con ello te recomendamos:

  • Elegir el arroz adecuado.

El mejor arroz para preparar un auténtico risosotto es el carnaroli o el arborio por su alto contenido en almidón. Estos tipos de arroces permite que este plato sea más cremoso al absorber el líquido con el que se prepara.

  • La temperatura del caldo.

No es necesario ya decir que la calidad de los ingredientes que se usen para la preparación del caldo, marcará una importante diferencia en cuanto a su sabor, pero además, a la hora de vertirlo e incorporarlo al arroz, la temperatura también es importante. Tiene que estar caliente, muy caliente.

  • Se puede corregir de caldo.

Se empieza con un poco de caldo y se va viendo como el arroz lo va absorbiendo y conforme se absorba, se van añadiendo tazas hasta conseguir el arroz ideal.

  • Usa una cuchara de madera y remueve.

Ir removiendo el arroz, además de ayudarnos a que tenga una consistencia más uniforme y que no se coja o se quema, favorecerá a que este suelte el almidón que tanta cremosidad aporta al plato. No es cuestión de remover sin parar, pero hacerlo de manera frecuente cada 2 minutos, te va a ayudar.

  • El risotto es cremoso, no pastoso.

Muy importante. El plato de risotto perfecto está al dente, cremoso sí, pero no pasado. El arroz se considera que estaría pasado cuando está excesivamente blando que podría pegarse al unirlo.

  • Ten tus ingredientes cocinados con antelación.
  • No te olvides del queso.

El toque final antes de acabar su preparación y sin dejar de remover. Con dos minutos antes del final puede ser necesario, y después la mantequilla.

  • Y por último, antes de meter la cuchara, déjalo reposar.

 

¿Te atreves con los tuyos? Si tienes tus dudas pero no puedes resistirte a disfrutar de uno del perfecto risotto, podemos ayudarte. En ‘La Mafia se sienta a la mesa’ somos expertos en conseguirlo.

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *